La cultura comunitaria, una apuesta de la política pública actual | Revista .925 Artes y Diseño

Revista de la Facultad de Artes y Diseño plantel Taxco

CUT_AV00

La cultura comunitaria, una apuesta de la política pública actual

Por Verónica Toscano Palma.

Presencia en el municipio de Taxco de Alarcón[1]

El Programa Tequio en Red[2] representa una propuesta innovadora de intervención socio-artística que tiene como precedente Creadores en los Estados, programa de retribución social que tiene el Fondo para la Cultura y las Artes[3] (FONCA); aparato a través del cual, las y los beneficiarios de alguna beca que otorgó el Estado para su producción artística, hacen retornar a la ciudadanía alguna utilidad con respecto a dicha creación, por decirlo de alguna manera.

Anteriormente, y desde hace veinte años de conformado el FONCA, estas retribuciones no necesariamente tenían un alcance extenso con respecto a los objetivos de dar cobertura cultural a lo largo y ancho del país. En este sentido, Tequio en Red, plantea un piso de acción interesante tanto para las y los creadores como para las comunidades a las cuales se pretende llegar.

A partir de esta administración política, tanto a nivel federal como a niveles locales, las políticas públicas toman como estandarte la cultura comunitaria; es decir, hacer accesibles los discursos y trasladarlos desde el ámbito federal a lo local, transitando por los municipios, hasta llegar de manera directa a las comunidades, para generar diálogos que promuevan la participación y se logre, a través de estas acciones, un involucramiento concreto entre todos los agentes involucrados.

La cultura comunitaria como aparato productivo, propone una mezcla entre metodologías antropológicas y de intervención artística a través de diversos formatos de acercamiento a la gente, llámense espectadores, usuarios, coproductores; donde se tiene y se desarrolla al mismo tiempo una concepción amplia y expandida de la actividad creativa. En este sentido, los agentes involucrados no sólo son los artistas desde sus ámbitos de creación y la vocación que entendemos como cultura, sino especialistas de otras áreas disciplinares del campo científico y social pero lo más importante: la integración de grupos e individuos que de manera conjunta se interesan en trabajar por un bien común.

Las Pedagogías desde nosotras y nosotros en Taxco, son las primeras jornadas de este tipo y se realizan en Guerrero, se trata del primer laboratorio en el país y que consideró, junto con Tixtla de Guerrero[4] y Tlapa de Comonfort[5], a estos municipios para que se vean beneficiados a través de la aplicación de este programa.

cartel arte y tequio

La premisa es generar un espacio crítico de pensamiento y acción que reúna a, y trabaje con, las comunidades locales artísticas, artesanas, docentes, estudiantiles y del ámbito de la gestión cultural; que juntos promuevan una intervención creativa y participativa para la compartición de los saberes que se reflejen en ámbitos de educación formal y no formal con el potencial de la replicación y permanencia[6].

Habrá que entenderse que esta propuesta programática implica un ejercicio complejo, de entrada, por la atrevida apuesta de transitar entre lo institucional y el afuera; trabajar de manera procesual con resultados que se verán reflejados en distintos tiempos, no con la inmediatez muchas veces esperada por la institución. Arte y Tequio, comenzó un par de meses antes, con la aplicación de un diagnóstico activo a través de reuniones llamadas Puestas en común: las conversaciones construidas de manera participativa que buscan acordar los temas y maneras de trabajar colectivamente y en colaboración, lo que posteriormente será el Encuentro Pedagógico.

Mediante una invitación abierta realizada por redes sociales, se convocó a una primera Puesta en común en el Centro Cultural Casa Borda[7] a la que asistieron 35 agentes activos, entre ellos, funcionarios del Ayuntamiento, directores de los principales recintos culturales de la ciudad, académicos de las instituciones universitarias con presencia en Taxco, así como promotores culturales, artistas locales y público en general. En esta primera sesión llevada a cabo el 16 de julio de 2019 y con la presencia de autoridades de la Dirección General de Vinculación Cultural de la Secretaría de Cultura[8] se habló de manera general, y planteando un amplio panorama, de la escena cultural taxqueña: las problemáticas de la producción platera y su desarrollo actual, las expresiones artísticas en disciplinas como literatura, artes visuales y música; así como de la artesanía elaborada en comunidades fuera del centro pero pertenecientes al municipio.

El grupo reunido, en su mayoría personajes de importante presencia en el ámbito sociocultural local; dio pauta a una discusión nutrida, con diversas aristas que denotaron la necesidad de articular acciones entre instituciones y comunidad, pero también entre los mismos grupos de creadores y productores culturales; ya sea entre la Facultad de Artes y Diseño[9] (presencia de la UNAM en Taxco), colectivos y artistas independientes que conforman la vida cultural en esta localidad. La tarea de Tequio en red al realizar este diagnóstico fue detectar posibilidades de relación con el objetivo de provocar formatos de encuentro con el potencial de generar un esfuerzo conjunto que se refleje en el bien colectivo y perdure en el tiempo.

© Amílcar Venegas. 2019
© Amílcar Venegas. 2019

Este ejercicio se repitió un mes después, organizado en mesas de trabajo dentro de Hábitat, Centro de Desarrollo Comunitario, donde con asistencia de un grupo más reducido, se concretaron los ejes temáticos a desarrollar para el encuentro. A partir de la primera puesta en común los temas trabajados fueron: la relación turismo-ciudad-plata, presencia universitaria-comunidad, espacios e infraestructura cultural, saberes y capacidades locales además del paradigma de la educación formal y no formal. Los resultados de las sesiones arrojaron que, aunque la ciudad cuenta con cierta infraestructura física para uso cultural y artístico, de alguna manera se encuentra desaprovechada; que las escuelas de artes son ajenas al contexto local; además de la necesidad de generar distintos discursos de relación con el turismo que propongan otros puntos de vista.

Es importante resaltar la importancia de generar no sólo los diálogos, sino la reflexión colectiva convocada de esta forma sin precedente; cuando la institución acciona de manera directa con las comunidades se da apertura a la participación plural creando un voto de confianza para regenerar la desgastada relación entre las casi nulas oportunidades que brinda el Estado en colaboración con la ciudadanía y sus necesidades culturales.

Las posibilidades visualizadas para la producción de proyectos, a partir de una convocatoria abierta y por invitación –como fue el caso de algunos de los agentes locales–, con el fin de promover propuestas para el contexto específico se consideró que fuera a través de acciones pedagógicas que se formalizarán mediante actos públicos, recorridos, debates, incluso publicaciones. Actividades que no pueden realizarse bajo un único formato, que introducen nociones de proximidad en relación con las personas que pueden participar o formar parte de ciertos proyectos[10].

© Amílcar Venegas. 2019
© Amílcar Venegas. 2019

Finalmente, bajo el título de Pedagogías desde nosotras y nosotros se abrió el espacio de encuentro, con el fin de detonar iniciativas de educación artística y compartición de saberes a través del concepto de tequio, que se define como un trabajo colectivo no remunerado que, de manera organizada, construye un bien común, término que la política cultural actual retoma de la tradición de las comunidades indígenas.

Con la participación de artistas invitados, beneficiarios del FONCA, agentes culturales locales y de la región, además de docentes y especialistas invitados; se llevó a cabo una jornada de tres días conformada por una charla introductoria y dos mesas de trabajo a desarrollar como laboratorios de producción.

La charla detonadora estuvo dividida en dos bloques temáticos: Turismo y platería; y Creatividad y sustentabilidad, ambas con el objetivo de plantear alternativas de relación comunitaria y detonar ideas que promuevan otras formas de interacción con los entornos en lo social, cultural y económico, pero también saberes que fomenten el desarrollo y sustentabilidad local con respeto al medio ambiente. En esta mesa participaron especialistas en Turismo y economía local, maestros plateros, así como un activista medioambiental.

© Amílcar Venegas. 2019
© Amílcar Venegas. 2019

La organización de las mesas de trabajo comprendió una estructura bastante interesante donde se contó con la figura de una guía, académica que tenía como función desarrollar un discurso común que se verá reflejado de manera teórica posterior al encuentro, dos mediadores locales: en el caso de la mesa titulada Pedagogías comunitarias en escuelas de arte, académicos de la Facultad de Artes y Diseño y del Centro de Enseñanza para Extranjeros, ambos de la UNAM; dos artistas de Tequio y dos participantes activos, invitados especiales de la región. En el caso de la mesa denominada Cartografías y comunidades creativas, igualmente se contó con la presencia de dos artistas de Tequio, pero como mediadores un geógrafo, agente social local y un colectivo de arte. Además de la mencionada configuración, como presencia permanente en ambas mesas y durante toda la jornada estuvieron un par de asistentes activos, participantes provenientes de otra localidad con la tarea de compartir sus experiencias y pensar en posibles colaboraciones.

El cometido de cada una de las mesas no fue fácil, sin embargo se superaron las expectativas: la mesa de pedagogías realizó el planteamiento para el Seminario de Formadores para Mediadores en Artes y Prácticas Comunitarias, el cual se desprendió de la necesidad de contar con un formato que permita su replicación en las comunidades fuera del centro, basado en experiencias realizadas por las instituciones locales dirigidas a públicos de educación primaria prioritariamente y con el fin de fortalecer la profesionalización de personas que llevan a cabo talleres de artes y expresiones artísticas.

La mesa de cartografías elaboró una serie de mapas que dieron como resultado una publicación cartográfica denominada Plato roto, la cual reúne el registro y ubicación de los agentes culturales locales, sus actividades, así como un esbozo de categorías por oficios que pretende ser un mapa vivo que crezca orgánicamente conforme se adhieran más actores de la escena local. Por último, la jornada cerró con una caminata, basada en el trazo del mapa realizado, con la visita al taller de un maestro platero para conocer sus procesos y su producción in situ.

Las prácticas artísticas proponen estas formas de intervención desde hace más de una década; es de celebrarse que formatos como Tequio en red sean, el día de hoy, parte de las políticas públicas que se están aplicando desde las instituciones culturales, como herramientas contemporáneas ante la necesidad de hacer accesibles las relaciones entre el Estado y la ciudadanía; hacernos sensibles que sólo de manera participativa y a través de la colaboración se posibilitan y activan acciones que fomentan el bien común y que tienen incluso el poder de dar solución a inquietudes o problemáticas colectivas y que garantizan que los formatos de intervención socio-artística cultural se vuelvan costumbre, por una cultura de participación, tan necesaria en todas las localidades del país.

Arte y Tequio en Taxco se llevó a cabo del 17 al 19 de octubre del 2019, gracias a:

  • Secretaría de Cultura Federal a través de la Dirección General de Vinculación Cultural/ Programa Creadores en los Estados.
  • Comunidades Creativas y Transformación Social.
  • Programa de Cultura Comunitaria. 

(Publicado el 12 de noviembre de 2019)

Referencias

  • Parramón, R. (2007). Arte, experiencias y territorios en proceso. Calaf, Manresa: IDENSITAT.
  • Serrano, A. (2019) Arte y Tequio, en One Page: Comunicado.

[1] Pertenece a la región Norte del estado de Guerrero. Localización geográfica: se encuentra al norte de la capital del estado, entre las coordenadas geográficas extremas: 18° 21’ 28’’ y 18° 39’ 11’’ de latitud norte 99° 24’ 55’’ y 99° 46’ 09’’ de longitud oeste. Extensión territorial: 575 km2, que representa 6.33% de la superficie regional y 0.91% de la estatal. Colindancias: al norte con los municipios de Tetipac, Pilcaya y el estado de Morelos, al sur con los municipios de Iguala de la Independencia y Teloloapan, al este con el estado de Morelos y el municipio de Buenavista de Cuéllar y al oeste con los municipios Ixcateopan de Cuauhtémoc y Pedro Ascencio Alquisiras.

[2] https://vinculacion.cultura.gob.mx/cultura-comunitaria/lineas-de-accion-comunidades-creativas/

[3] https://fonca.cultura.gob.mx

[4] El municipio forma parte de la región Centro del estado. Localización geográfica: ubicado entre los paralelos 17° 29’ 31’’ y 17° 42’ 37’’ latitud norte y en los meridianos 99° 15’ 27’’ y 99° 28’ 57’’ de longitud oeste. Extensión territorial: 355 km2, que representa 3.29% de la superficie regional y 0.56% de la estatal. Colindancias: se localiza en la vertiente interior de la Sierra Madre del Sur, al este de Chilpancingo. Colinda, al norte con Mártir de Cuilapan, al sur con Mochitlán y Chilpancingo de los Bravo, al este con Chilapa de Álvarez y Zitlala, al oeste, con Eduardo Neri y Chilpancingo de los Bravo.

[5] El municipio pertenece a la parte baja de la región de La Montaña. Localización geográfica: al noreste de Chilpancingo, a una distancia de 180 km, entre las coordenadas geográficas 17° 20’ 25’’ y 17° 42’ 29’’ de latitud norte y 98° 26’ 48’’ y 98° 48’ 37’’ de longitud oeste. Extensión territorial: 540 km2 de superficie municipal, que representa 7.93% de la superficie regional y 0.85% de la estatal. Colindancias: sus límites territoriales se establecen con los municipios que lo circundan son: al norte Cualac y Huamuxtitlán; al sur Copanatoyac y Xalpatláhuac; al este Alpoyeca, Tlalixtaquilla de Maldonado, Alcozauca de Guerrero y Xalpatláhuac; y, al oeste Atlixtac y Copanatoyac.

[6] Serrano, A. (2019) Arte y Tequio, en One Page: Comunicado.  

[7] https://www.mexicoescultura.com/recinto/51479/centro-cultural-taxco-casa-borda.html

[8] https://vinculacion.cultura.gob.mx

[9] http://www.fad.taxco.unam.mx

[10] Parramón R. (2007). Arte, experiencias y territorios en proceso. Calaf, Manresa: IDENSITAT.

Maestra en Artes Visuales por la FAD, UNAM México. Desarrolla investigación-acción con enfoque postdisciplinar, su práctica artística está enfocada a experimentar distintos formatos contemporáneos de intervención en el espacio social a través de procesos contextuales, incidiendo en temas de metodologías/pedagogías compartidas, desarrollo comunitario, crítica institucional y estudios sobre la ciudad considerando el arte como herramienta relacional. Actualmente dirige el TSKNO MicroLab, espacio autónomo que desarrolla investigación y docencia en Prácticas Artísticas Contemporáneas.

otros artículos

ir al inicio