Mayo 2020

Vivir en municipios a las afueras de la Ciudad de México es adentrarse a un pastiche cultural, con sus propias formas de circulación, rituales, tianguis, entendimiento del espacio, uno que otro asalto o escena violenta y la compleja movilización diaria que sus habitantes deben realizar y esperar en cada estación en transporte público para llegar al trabajo. Los artistas que radican en esta zona son, inevitablemente parte de este ajetreo cotidiano que los lleva a reflexionar estas experiencias que terminan siendo visibles en su obra.

Sonia Madrigal, en su pieza fotográfica El Abance registra el momento en que las personas sortean corriendo el flujo de automóviles para saltar un muro de contención en la caseta de cobro del distribuidor vial Chalco–Ixtapaluca con la frase inscrita “EL MURO DE DONAL TROMP PURO ABANCE”. Sonia platicó con algunas personas que le comentaron que en ese lugar había un pequeño paradero de combis, pero fue reubicado debido a las construcciones viales, en su lugar se colocó un puente que no da acceso al ascenso y descenso al transporte.

El recorrido local incluye en determinadas épocas del año, multitudes de peregrinos que viajan desde diferentes partes del país para llegar a recintos religiosos en la Ciudad de México, a su paso van dejando objetos que, Tonatiuh Cabello utiliza para reflexionar sobre este fenómeno. A partir de cosas que va recolectando realiza ensamblajes como la pieza Sin Título de la serie Por aquí no pasó Dios en la que interviene una visera de gorra con una corona de espinas hecha con alambre de púas que adquirió en un tianguis en Nezahualcóyotl.

Siguiendo la ruta, en Ecatepec, Paola Eguiluz realizó un poema coreográfico a partir de una nota roja sobre una mujer hallada muerta en uno de los canales locales. Las autoridades habían catalogado el deceso como feminicidio antes de determinar que había sido atacada por una jauría. Jauría es una pieza que utiliza recursos visuales y simbólicos como una analogía del principio de supervivencia del más fuerte.

Iván Navarrete, mejor conocido como Phono Grafic es un artista que explora las posibilidades de la escultura sonora. Sonidos bajo el árbol es una pieza in situ que se presentó en la Unidad de Posgrado de la FES Acatlán, UNAM. La laja verde oxidada y la varilla galvaniza con la que está hecha la obra producen diversas sonoridades que conviven con el árbol, es una mezcla de la naturaleza que se mezclan con elementos artificiales o colocados por el hombre que forman parte del paisaje.

Transitar los barrios y observar cómo funciona un hito o monumento que incide (o no) en el imaginario y memoria de sus habitantes, es el punto de partida de David Ramos que, en Un monumento con peso electoral utiliza una fotografía en la que interviene el rostro del monumento a Carlos Hank González ubicado en el camellón del Paseo Tollocan de Toluca. Esta pieza es parte de la serie Objetos interesantes que reflexiona sobre la pérdida de sentido y renuncia definitiva del monumento.

La periferia del Estado de México colindante con la ciudad marca características particulares que los artistas afrontan en su cotidiano y en su quehacer artístico, siendo una especie de etnógrafos que transportan esas experiencias a sus propios lenguajes y desde su particular punto de vista.

Por Bruno Martínez Segoviano


Sumario: travesía por la periferia
Lista de obra

  1. Iván Navarrete (Phono Grafic).
    “Oleajes (Cristal aprèsbaschet)”.

    Técnica: Construcción en metal y cristal.
    Material: Aluminio, varilla galvanizada y de cristal.
    Dimensiones: 1.00 x 0.80 x 1.50 m.
    Audio: https://drive.google.com/open?id=1xAW57-ctrx8EA2Xfe6apw4Q7qtYwUPjb
  2. Edgar Torres, Edgar Olvera, Tania Navarrete e Iván Navarrete.
    “Sonidos bajo el árbol”

    Sesión bajo el árbol. FES Acatlán, Unidad de Posgrado. 2014.
    Audio: https://drive.google.com/open?id=1xYOOK5o3DfHZEwJkwNG0OA_OLJ93Hm-D
  3. Sonia Madrigal.
    “El abance I”.

    2018.
    Ixtapaluca, Estado de México.
  4. Sonia Madrigal.
    “El abance II”.

    2018.
    Ixtapaluca, Estado de México.
  5. Tonatiuh Cabello.
    “Destapadeo”; de la serie Por aquí no pasó Dios.

    Técnica: Escultura de San Judas Tadeo hecha de resina ensamblada con un destapador de metal.
    Medidas: 17 x 5 cm.
    2019.
    Primera edición limitada a 30 piezas.
  6. Tonatiuh Cabello.
    Sin título; de la serie Por aquí no pasó Dios.

    Técnica: Fotografía digital.
    Medidas: 60 x 40 cm.
    2019.
  7. Tonatiuh Cabello.
    Sin título; de la serie Por aquí no pasó Dios.

    Técnica: Fotografía digital.
    Medidas: 60 x 40 cm.
    2019.
  8. David Ramos.
    Sin título; de la serie: Negación.

    Fotografía intervenida con zacate.
    2017.
  9. Paola Eguiluz.
    “Jauría”

    Poema coreográfico.
    2019.